Sus primeros tacones de princesa

Para lucir hay que sufrir, dicen… (espera al final).