Y ahora… ¿qué haces?

Está bien que la gente no se ponga límites ni barreras, pero aquí el amigo lo tiene ahora más complicado…